Z-Wave pone el control y la monitorización del hogar al alcance de su mano… literalmente. Podrá controlar sus dispositivos compatibles con Z-Wave y acceder a ellos esté o no en casa mediante un teléfono inteligente, una tableta o un ordenador.